COMPARTIR

ContraPunto/Blanca González

12 de junio de 2018, Piedras Negras.- Las gafas para sol, comúnmente llamadas “lentes oscuros”, son recomendables debido a que la exposición a la luz ultravioleta (UV), puede provocar alteraciones como ojo seco, cataratas, pterigión (carnosidad) y degeneración macular (trastorno ocular común en personas mayores de 60 años).

La especialista en oftalmología del  Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), adscrita al Hospital General de Zona (HGZ), Sofía Rodríguez González, explicó que el uso de anteojos con protección previene algunas afecciones y es importante que los utilicen, sobre todo, quienes mantienen una exposición por períodos prolongados a la luz natural del medio ambiente.

Es de suma importancia saber elegir los lentes ideales, por lo que se debe ser cauto y no adquirirlos solo porque sean bonitos y baratos. La primera sugerencia es, en lo posible, comprarlos en establecimientos reconocidos.

Comentó que existe una gran variedad de gafas, desde las genéricas -que no especifican alguna protección-,  y las que contienen leyendas que no son confiables; lo óptimo es adquirir las que portan el emblema  “UV”, lo que significa que reúne características médicas para proteger los ojos.

No se trata de utilizar lentes caros o de marca, lo esencial es realizar la compra en lugares de confianza o directamente en ópticas, probar que cubra todo el ojo, sentirse  cómodo con ellos y verificar el certificado de garantía, reitera.

COMPARTIR

DEJA UNA RESPUESTA